martes, 27 de abril de 2010

Maicao, realidad y sueño

Por: José Domingo Banda García

Ingeniero Industrial

Hoy he tomado la decisión expresar en el tejer estas palabras mi sentimiento de repudio hacia la situación que vive nuestro amado municipio Maicao, quien ha sido victima constante de atropellos de muchos que se hacen llamar sus hijos, porque es así como se denominan en época de proselitismo, aun cuando no ha sido esta bella tierra quien les vio nacer.

De niño contemplaba un Maicao inseguro, ingobernable e invivible en algunas ocasiones. Dan vueltas en mi cabeza las frases de aquel entonces, donde se decía por ejemplo que quien estaba en Maicao tenia que saber vivir, y ello representaba el sobrevivir viviendo su vida sin importarte el resto.

Siempre he tenido el sueño de un Maicao diferente, donde la tranquilidad reine, los jóvenes puedan gozar de espacios sanos de convivencia y esparcimiento, que exista real gobernabilidad, porque me queda una pregunta en el tintero “¿Quién nos Gobierna?”… yo, no lo se… sueño con un Maicao donde exista seguridad y cuando digo seguridad, no me refiero a volumen de miembros de la fuerza publica en nuestro municipio, si no, planes de seguridad en marcha eficaces que garanticen la tranquilidad de los Maicaeros y quienes aquí residen.

Soy consciente que muchos, quienes son la gran mayoría en el municipio de Maicao piensan como yo, y de igual manera sueñan con un Maicao diferente, pero que es difícil desde nuestra diminuta y humilde posición revelarnos contra esta realidad por las diferentes consecuencias que puede acarrear este hecho para cada uno en particular.

Hoy nace en mí el valor para expresar públicamente lo que siento, con la esperanza que este mensaje llegue a ti, “Si”, a ti… tu Maicaero, es tu responsabilidad de igual manera crear conciencia y despertar ante nuestra realidad. Mirar el pasado dejando la indiferencia atrás, vivir el presente con una actitud crítica y proactiva; soñar con un mejor futuro para Maicao, donde tus hijos y los míos puedan crecer, recrearse, educarse, servir a esta sociedad y aportar un poco más a la construcción del Maicao deseado por todos.

Quiero en Maicao llegar a viejo, sentarme frente a mi casa a tomarme un rico café, compartir con mis hijos, ver jugar a mis nietos, recibir tu agradable visita para juntos disfrutar de nuestro Maicao soñado.
JOSE DOMINGO BANDA GARCIA
INGENIERO INDUSTRIAL

1 comentario:

freddy jesus dijo...

A pesar de las realidades y limitaciones con la que hemos crecido todos los maicaeros somos un pueblo que viene resistiendo y forjando mejores caminos, sea en la ciudad o fuera de ella, gracias a los sueños particulares que hemos convertido en meta.
Pero solo con tener el valor de expresar tu sueño es un paso para contagiar a otros y convertirlo en un anhelo colectivo que podemos hacer realidad. ¡Animo! hay que seguir intentando desde todas las posiciones a contribuir a una mejor ciudad
Por ahora mi sueño relacionado con mi tierra después de 5 años de ausencia es muy simple: poder visitarla, saludar a mis amigos, recorrerla, visitar cualquier almacén, comprar en una colmena y vivir la nostalgia de que pase los mejores 27 años de mi vida en una ciudad que me dio las herramientas para vivir fuera y lejos de ella.

Freddy Sáenz Ferrer

Analytic