martes, 18 de noviembre de 2008

¿Dónde están los billones?

·La gran paradoja sobre los cuantiosos recursos que circulan en el Departamento y la baja calidad de vida de sus habitantes.

Por: Pepe Palacio Coronado
Director del semanario Causa Guajira

En junio de 1987, en esta misma columna de opinión, al momento de hacer un elemental ejercicio de reflexión sobre el dineral que ingresaba a La Guajira y sus indicadores económicos y sociales, preguntábamos en el titular: ¿Y dónde están los millones?.

Han transcurrido 21 años y la paradoja peninsular sigue vigente, ya que los recursos económicos que circulan en el Departamento no se compaginan con la calidad de vida de sus habitantes.
La diferencia es que en estos años las cifras son de trece dígitos: dos billones de pesos, aproximadamente, son los que circulan cada año en La Guajira por concepto de los diferentes procesos económicos. ¡Son millones de millones!

Por considerarlas de suma importancia para la reflexión de los guajiros, queremos compartir con nuestros lectores algunas cifras aproximadas que nos ha suministrado el ingeniero Manuel Sierra Deluque, investigador consagrado de nuestra realidad económica y social.

1. La Nación, anualmente, aporta recursos al Departamento de La Guajira por los siguientes conceptos:
.
1.1. El Sistema General de Participaciones en educación: aproximadamente 200 mil millones para pago de nómina, transporte, alimentación, otros.
.
1.2. El Sistema de General de Participaciones en Salud: un monto cercano a los 150 mil millones para cubrir los gastos de afiliación al Sisben de 550.000 beneficiarios.
.
1.3. La inversión en los 17 resguardos indígenas del Departamento: alrededor de 18 mil millones.
.
1.4. La inversión promedia anual de 32 entidades públicas: 50 mil millones.

2. Salarios de empleados de 32 entidades públicas nacionales, la departamental, 15 municipales y de 16 hospitales: 60 mil millones.
.
3. Trabajadores del complejo carbonífero del Cerrejón: 180 mil millones.
.
4. Compra del complejo carbonífero a terceros: 500 mil millones.
.
5. Trabajadores de y para la Chevron: 50 mil millones.
.
6. Compra de Chevron a terceros: 100 mil millones.
.
7. Inversión social de las empresas explotadoras de nuestros recursos naturales no renovables: 20 mil millones.
.
8. Por las regalías de las que participan 8 municipios, el Departamento y Corpoguajira: 400 mil millones.
.
9. El sector agropecuario y pesquero: 20 mil millones.
.
No obstante los dos billones que anualmente circulan en este territorio, La Guajira mantiene unos indicadores económicos y sociales preocupantes. Sobre ellos, digamos simplemente –para no atiborrar esta columna de cifras- que como contraste a estas corrientes billonarias, los guajiros ocupamos a nivel nacional unos primeros lugares deshonrosos: somos punteros en pobreza, desnutrición, analfabetismo, tuberculosis, en fin, tenemos un altísimo índice de necesidades insatisfechas y, por ende, un bajísimo índice en condiciones de vida. Con mucha razón es un coro que clama: ¿dónde están los billones?

El debate, que estamos en mora de hacer en La Guajira, es cómo ese flujo de dinero de las actividades económicas se pueda irrigar a las distintas esferas de la población y que el mayor porcentaje se quede en este territorio, para que no se escape hacia otras latitudes, tal como está ocurriendo desde tiempo atrás ante la indiferencia de la ciudadanía y de quienes tienen obligaciones públicas desde el Estado y desde el sector privado.

La corrupción, la ineficiencia, la institucionalidad débil, el capital humano, la falta de visión de los gobernantes, la indecisión de transformar los activos en riqueza, el tratamiento colonialista y la indiferencia ciudadana, deberán ser puntos claves del debate. (Continuará: El cambio de La Guajira)

Analytic