miércoles, 15 de septiembre de 2010

La seguridad en Maicao, por buen camino

Por: Hernán Baquero Bracho

Para nadie es un secreto que el tema de la inseguridad que ha vivido Maicao en los últimos tiempos, ha sido preocupante y álgido para la comunidad maicaera. La inseguridad rampante y reinante ha estado presente en los últimos años, debido a las bandas criminales que tienen asiento en este municipio fronterizo y que ha perjudicado de manera significante al comercio de la otrora vitrina comercial de Colombia. Los dos últimos secuestros a personas oriundas del Líbano, las extorciones, los asesinatos, los robos y el pillaje, han sido el pan de cada día, de esta ciudad que con su comercio se ha convertido por décadas en la columna vertebral de La Guajira.

Desde hace ocho meses el Coronel Wenceslao Ferrín, quien es el comandante de distrito de Manaure, Uribia y Maicao, y la Alta Guajira, ha venido cumpliendo un papel preponderante por el bienestar de Maicao y su comercio de frontera. Los resultados se están notando en todas las esferas, la delincuencia ha sido combatida en todos los frentes, a las bandas criminales se le han dado golpes certeros y arteros en su estructura, a los contrabandistas de combustibles también se les ha combatido. En fin el Coronel Ferrin y su equipo de trabajo han colocado otra vez a Maicao por la ruta de la seguridad y esto se nota en todas las esferas del casco urbano y de los municipios que conforman el Régimen Especial Aduanero.

El grupo FUCUR, que es el grupo de apoyo urbano de la Policía Nacional, que ha sido enviado por la dirección general de la Policía al distrito de Maicao, con más de ciento cincuenta uniformados, ha venido cumpliendo y ejerciendo su función de manera eficiente y eficaz, combatiendo a las bandas criminales que operan en esta sección del país. El FUCUR se ha convertido en el arma letal de todos los grupos ilegales que han venido azotando al comercio fronterizo y a la población en general. Ellos están dando golpes a la columna vertebral de estas bandas que han creado el terror y han generado la inseguridad y el miedo en la población maicaera.

Las falencias con que cuenta la Policía de distrito y la comandancia municipal es la falta de espacio para albergar a esta dos fuerzas de la Policía Nacional: La Polfa, El Gaula de la Policía, La Sijin, La Sipol, El grupo Fucur, no tienen tanto espacio en las instalaciones con que cuenta la Policía en el municipio de Maicao, y de ahí el hacinamiento que se presenta en dicha comandancia. Es de urgencia manifiesta la construcción de un centro de seguridad para la comandancia del distrito.

Por parte del comercio organizado se ha pensado en las antiguas instalaciones de Telemaicao se construya dicha comandancia, pero, en la ultima reunión de avanzada con el alto consejero de las regiones de la presidencia de la República, Miguel Peñaloza, el gobernador del departamento, Jorge Pérez Bernier, los diferentes alcaldes de La Guajira y los representantes del comercio de Maicao, se toco el tema en referencia, pero el comandante de la Policía del departamento, expresó que no era viable en dichas instalaciones, ya que el precio de las antiguas instalaciones era de mil ochocientos millones de pesos y que esas instalaciones de Telemaicao no servían para nada, por lo que había que hacer totalmente nuevo la comandancia del distrito.

Ahí está el debate, muchos comerciantes insisten en que se adquiera estas instalaciones por su sitio estratégico y por el tamaño del terreno. En todo caso el gobernador y el director general de la Policía deben tomar cartas en el asunto para de manera urgente se le de las facilidades de operatividad y de comodidad a la Policía Nacional en el municipio de Maicao.

De igual manera se está a la espera de la graduación de las brigadas de Policía cívico-policiales donde se involucra a la población maicaera, específicamente a los comerciantes para que de manera conjunta y decidida se apoye más a la seguridad del municipio fronterizo. Manos a la obra pues

Analytic