miércoles, 17 de febrero de 2010

Cabeza de ratón o cola de león

Por: Eliécer Quintero Vásquez
Concejal de Maicao

Hoy desde la institucionalidad se viene gestando, la creación de la Región Caribe, figura esta que está contemplada en nuestra Constitución Nacional en el artículo 306, que al tenor de la letra dice “ARTICULO 306. Dos o más departamentos podrán constituirse en regiones administrativas y de planificación, con personería jurídica, autonomía y patrimonio propio.

Su objeto principal será el desarrollo económico y social del respectivo territorio”. Como podemos ver, el objetivo de la creación de estos entes territoriales es impulsar su propio desarrollo económico y social, participando directamente del presupuesto nacional, que bien sea decirlo de paso, a los departamentos se les ha venido esquilmando, vía actos legislativos, los recursos provenientes de la nación.

En nuestro país existe una desigualdad, tanto en la representación política como en las inversiones estatales, que se refleja en el grado de desarrollo que cada departamento puede mostrar en todos los órdenes.

Departamentos tales como: Antioquia, Cundinamarca y Valle, cuentan con una gran representación política tanto en el legislativo como en los organismos nacionales, que les facilita jalonar recursos de inversión hacia esas zonas, en detrimento de Departamentos como La Guajira y choco, que ocupan los últimos lugares en los estándares nacionales de desarrollo. En prevención de esa situación, los constituyentes del 91, incluyeron el tema de las regiones en la Carta Magna de ese año. Sin embargo el proceso de descentralización administrativa, ha sufrido reveses que ha dado con el traste, en ver hecha realidad la conformación de las regiones.

Celebro con gran júbilo, el hecho que los siete gobernadores de la costa Norte, en un acto de plena autonomía regional, de valentía política y de voluntad popular estén impulsando por las vías democráticas la creación de la Región Caribe, ejerciendo sus papeles de líderes de esta parte del país, comprometidos con su gente y visionando un mejor futuro de las generaciones porvenir.

Sin embargo, hoy, comparto la preocupación de mis conciudadanos en general y de algunos amigos en particular, quienes nos preguntamos ¿Cuál va a ser el papel que va a jugar nuestro departamento, La Guajira en el proceso de conformación de La Región Caribe y como va a participar en los Planes de Desarrollo Regional?

No se trata de cambiar de un centralismo nacional para pasar a un centralismo regional, el remedio no puede ser peor que la enfermedad, si cambiamos de modelo, el objetivo es que el desarrollo lo podamos palpar en corto y mediano plazo y que de una forma equitativa y justa, los recursos sean invertidos en las zonas que más lo necesiten para que exista un equilibrio verdadero y real en el aprovechamiento e inversión de las rentas nacionales.

La dirigencia de nuestro departamento está en deuda con los habitantes del mismo y es hora de ponerse a paz y salvo (so pena de que los reporten a datacredito). Con demagogia y discursos no se nos reconocerá nuestra importancia para la economía del país, que bastante le aportamos, es con liderazgo sostenido y con gestión de altura, que justifiquen el sueldo (y las mordidas también) que hagan lo que les corresponde hacer, pero que en suma sean protagonistas de primer nivel en este proceso que apenas comienza y que es el tiempo justo para hacerlo y que además le metan pueblo al tema, porque esta es una misión de todos. Es tiempo de ser Visibles.

De paso los invito a que este 14 de marzo reclamen en las urnas el Voto Caribe y voten SI.

ELIECER QUINTERO VASQUEZ
Concejal Maicao.

Analytic